Los niños estaban solos (Jorge Bucay)


Foto0693[1]Una amiga me regaló hace un par de años un libro de esos que merecen ser libros de cabecera…. Tenerlos en la mesa de noche y consultarlos de vez en cuando…. El libro vino con un CD que no es que tuviera olvidado pero que habia escuchado tan solo una vez…. Hace solo unos dias… un comentario de mi amiga me recordó que tenia guardado el CD y lo escuché….. decía así:

“Su madre se había marchado por la mañana temprano y los había dejado al cuidado de Marina, una joven de dieciocho años a la que a veces contrataba por unas horas para hacerse cargo de ellos a cambio de unos pocos pesos.
Desde que el padre había muerto, los tiempos eran demasiado duros como para arriesgar el trabajo faltando cada vez que la abuela se enfermaba o se ausentaba de la ciudad.

Cuando el novio de la jovencita llamó para invitarla a un paseo en su coche nuevo, Marina no dudo demasiado. Después de todo los niños estaban durmiendo como cada tarde y no se despertarían hasta las cinco.

Apenas escucho la bocina cogió su bolso y descolgó el teléfono. Tomo la precaución de cerrar la puerta del cuarto y se guardo la llave en el bolsillo. Ella no quería arriesgarse a que Pancho se despertara y bajara las escaleras para buscarla, porque después de todo tenia solo seis años y en un descuido podía tropezar y lastimarse. Además, pensó, si eso sucediera, ¿como le explicaría a su madre que el niño no la había encontrado?

Quizás fue un cortocircuito en el televisor encendido o alguna de las luces de la sala, o tal vez una chispa en el hogar de leña; el caso es que cuando las cortinas empezaron a arder el fuego rápidamente alcanzo la escalera de madera que conducía a los dormitorios. La tos del bebe debido al humo que se filtraba por debajo de la puerta lo despertó. Sin pensar, Pancho salto de la cama y forcejeo con el picaporte para abrir la puerta pero no pudo.fuego5

De todos modos, si lo hubiera conseguido, el y su hermanito de meses hubieran sido devorados por las llamas en pocos minutos. Pancho grito llamando a Marina, pero nadie contesto su llamada de auxilio. Así que corrió al teléfono que había en el cuarto (el sabia como marcar el numero de su mama) pero no había línea. El niño se dio cuenta que debía sacar a su hermanito de allí. Intento abrir la ventana que daba a la cornisa, pero era imposible para sus pequeñas manos destrabar el seguro y aunque lo hubiera conseguido aun debía soltar la malla de alambre que sus padres habían instalado como protección.

Aun así el niño, cogió un perchero que tenia forma de oso y con todas sus fuerzas rompí el cristal y la tela metalica…. cogió la mochila del colegio vació lo que habia dentro y metió en ella a su hermanito…. acercó una silla a la ventana y salió por ella…. Locró agarrarse a la rama de un arbol y con mucho cuidado bajó por él….

Cuando los bomberos terminaron de apagar el incendio, el tema de conversación de todos era el mismo: “¿Como pudo ese niño tan pequeño romper el vidrio y luego el enrejado con el perchero? ¿Como pudo cargar al bebe en la mochila? ¿Como pudo caminar por la cornisa con semejante peso y bajar por el árbol? ¿Como pudo salvar su vida y la de su hermano?”

El viejo jefe de bomberos, hombre sabio y respetado les dio la respuesta:
-el niño  estaba solo… No tenía a ningún adulto que le dijera que no iba a poder.”……

Creo que es un gran mensaje, un hermoso mensaje…. de fuerza , de creer en uno mismo….

Foto0534Un mensaje que nos aconseja no escuchar esas voces que nos dicen que no vamos a poder…. que no conseguiremos nuestros propósitos…..

Que nos recuerda que tras la lluvia sale el arco iris y que tras la oscuridad de la noche llega el amanecer….

La verdad no estoy muy segura de si esta historia es verdad, o si es un simple cuento para creer en nuestra posibilidades … Lo cierto es que esta mañana mientras lo escuchaba de nuevo en mi paseo matutino pensé en que quizá para mí si es posible….. Quizá encuentre el camino…. Quizá el barco me llevará a un buen puerto…..

Gracias…..

https://www.facebook.com/pages/El-rinc%C3%B3n-de-Mayriel/298212513538099

2 comentarios (+¿añadir los tuyos?)

  1. laurisilva
    Feb 23, 2013 @ 15:46:40

    Supongo que cuando decimos “no puedo hacer esto” somos el niño al que le dicen que “eso es peligroso” o “es no se hace” y cuando decimos “puedo hacer esto” somos Pancho salvando a nuestro hermanito. Eso es lo que nos pasa cuando nos sentimos impotentes, que nos convertimos en un niño temeroso. ¡Quiero ser Pancho! Muchas gracias por compartirlo.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: